la Luna del Henares: 24 horas de información

Navidades negras en el Corredor del Henares: dos mujeres asesinadas antes de finalizar 2020

Navidades negras en el Corredor del Henares: dos mujeres asesinadas antes de finalizar 2020

Ionela moría a manos de su marido el día 31 en Torrejón de Ardoz y en Guadalajara, Janet, era asesinada por su hijo al día siguiente de Navidad

Este año que acabamos de dejar atrás ha sido fatídico en muchos sentidos y como si se tratara del final apocalíptico de una película ni siquiera en sus últimos días y horas, ha dado una tregua. Por si no fueran pocas las miles de víctimas que se ha cobrado el coronavirus, dos asesinatos han teñido todavía más de negro la actualidad del Corredor del Henares en 202o. El día 30, Ionela, moría a manos de su marido y delante de sus dos hijos menores en Torrejón de Ardoz . El asesino se quitaba la vida pocas horas después. Unos días antes, el 26, Janet corría la misma suerte en Guadalajara. Su hijo, que ha sido ingresado en la unidad de psiquiatría del Hospital de Guadalajara, acababa con su vida a golpes.

asido un año Torrejón de Ardoz ha guardado un minuto de silencio por el asesinato de Ionela, última víctima mortal de la violencia machista en España en 2020, apuñalada el jueves por su pareja en su domicilio de la calle Lisboa de la localidad, en presencia de sus dos hijos, de 8 y 10 años.

Dos denuncias y una orden de alejamiento

Costinel tenía 37 años y trabajaba como gruista. Desde 2014 tenía una orden de alejamiento respecto a su víctima y ella le había vuelto a denunciar por maltrato el pasado 17 de diciembre. No le sirvió de nada a Ionela, de 28 años. El 31 de diciembre de 2020 a las 17.00 horas, su marido la cosía a navajazos delante de sus dos hijos menores.

Un vecino, que escuchó ruidos y gritos, llamó a la puerta. Uno de los hijos del matrimonio le abrió, aunque el agresor salió corriendo a cerrarla de inmediato. Tuvo el tiempo suficiente para ver como un hombre estaba agrediendo a una mujer y llamar al 091 que se personó de inmediato en el domicilio de la Calle Lisboa en el que residía la víctima.

Los agentes no pudieron acceder a la vivienda por lo que fue necesario requerir la presencia de los bomberos que finamente consiguieron entrar en el domicilio. Una vez dentro, la Policía halló los cuerpos sin vida de Costinel y de Ionela, su mujer. Los efectivos del Summase desplazaron hasta la casa, pero tan sólo certificaron la muerte de la pareja.

El presunto asesino se ensañó con la víctima que tenía de 10 a 12 puñaladas. Costinel se mató a sí mismo con dos cuchillos en el pecho. Todo en presencia de sus hijos, un niños y una niñas de 8 y 10 años que se encuentran bajo la custodia de sus padrinos, que están en comunicación con los Servicios Sociales del municipio.

Minuto de silencio en Torrejón

Los vecinos de Torrejón estrenaron 2021 acompañando al, Ignacio Vázquez (Foto superior), la concejala de Mujer de la localidad, Miriam Gutiérrez ((Foto superior), y los portavoces de los grupos municipales en el Consistorio (Foto de portada), el día 1 de enero en el minuto de silencio que se guardó para condenar el asesinato de Ionela.

El alcalde señaló que «en nombre de la ciudad de Torrejón de Ardoz y de sus vecinos queremos guardar un homenaje por Ionela, que además deja dos niños huérfanos» y condenó el asesinato de su vecina.

Parricidio en Guadalajara

Otro vecino también dio la voz de alarma en la calle Santa Cruz de Guadalajara tras escuchar a su vecina Janet, de 50 años de edad, pedir ayuda. Tras llamar al 091, una patrulla de la Policía Nacional que en ese momento se encontraba en la inmediaciones, se personó en el domicilio.  Al llegar se encontraron a un joven muy exaltado que estaba en la puerta y que la cerró de inmediato al verles. Los agentes tuvieron que solicitar la intervención de los bomberos, que se vieron obligados a echar la puerta abajo para acceder al domicilio. Una vez dentro vieron primero restos de sangre en el suelo y posteriormente el cuerpo de una mujer muerta.  Según pudieron observar los agentes, tenía la cara ensangrentada y parecía haber recibido una paliza.

En el registro del domicilio, los agentes se encontraron al joven que les había cerrado la puerta en una habitación de la casa. Se trataba de Bryan, el hijo de 27 años de la víctima, que se encontraba en un estado alterado de la conciencia y presentaba heridas en las manos. Los agentes avisaron a los servicios médicos que certificaron la muerte de la mujer y se llevaron a Bryan al Hospital de Guadalajara, donde le ingresaron en la planta de psiquiatría.

Episodio de violencia

Según la otra hija de la víctima, que también reside en la ciudad alcarreña, solo tres días antes, el joven había protagonizado un episodio repentino de violencia en el que intervino el 112. La médico que acudió en ese momento, le recomendó a Bryan que ingresase voluntariamente en el hospital pero se negó. Tras ese suceso, la madre, bastante asustada por este comportamiento, se refugió en su casa de su hija hasta el día 26 que, conmovida por la fiestas navideñas y al ver que su hijo estaba solo, se acercó para ver como se encontraba.

Hacia el mediodía se desencadenaron los hechos en los que Janet perdió la vida a monos de su hijo. Según confirmó la autopsia, la causa de la muerte fue la rotura del cráneo producida por golpes.

El juez de guardia decretó su inmediato ingreso en prisión de Bryan, aunque por el momento, sigue ingresado en psiquiatría del hospital. Todo apunta a que se trató de un brote psicótico, aunque nadie jamás parece habérselo diagnosticado.

Síguenos en Facebook y no te pierdas ninguna noticia:

LO MÁS VISTO